LAS FALLAS DEL BONO DE DESARROLLO AL DESNUDO - Ecuaturis.com

Vaya al Contenido

Menu Principal

LAS FALLAS DEL BONO DE DESARROLLO AL DESNUDO

NOTICIAS > NOTICIAS DEL PAIS

Las fallas del bono de desarrollo al desnudo

La falta de una base de datos actualizada y la ausencia de mecanismos para cruzar información permanente entre varias entidades públicas generan graves problemas en el Programa de Protección Social del Ministerio de Inclusión Económica y Social. Especialmente en el manejo del Bono de Desarrollo Humano.
El Programa no tiene información actualizada sobre el cambio de representante, tampoco de una nueva encuesta entre los beneficiarios, que sustente el pago al núcleo familiar.
Uno de los principales problemas detectados es el pago del bono a decenas de beneficiarios fallecidos que EL COMERCIO contará en detalle en la edición de este miércoles.
El subsidio del bono -que actualmente llega a USD 35- fue creado en 1998, como una medida de compensación a la eliminación de subsidios generalizados por focalizados. Hasta septiembre del 2010 se asignaron USD 1 827 millones para el pago del bono. En este mes 1,9 millones de personas están habilitadas para recibir esa compensación, según el PPS. El Gobierno fortaleció la entrega como uno de sus puntales de política social con los sectores más vulnerables.
Entre las fortalezas del Programa de Protección Social, que tiene a su cargo el manejo del bono, se destacan los costos operativos que representan aproximadamente un 2% de su valor transferido, porcentaje considerado eficiente en relación al volumen de recursos pagados y el grupo de beneficiarios. Además, los resultados en la aplicación de indicadores y medición de la gestión institucional, que son satisfactorios en cuanto a su eficacia y sostenibilidad
Sin embargo, otra de las falencias se detectó en el campo laboral. Los servidores públicos que laboran en el Programa de Protección Social, desde su creación en el 2000, han desempeñado sus funciones manteniendo relación laboral basada en la suscripción de contratos profesionales y ocasionales, lo que no ha permitido aplicar una eficiente administración o manejo de personal técnico acorde a normas para servidores públicos.


 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal